Divergent (2014)

DivergentHablar sobre esta película sin mencionar a la saga de The Hunger Games es prácticamente imposible, dado que Divergent (Divergente) le debe su propia existencia a la franquicia protagonizada por Jennifer Lawrence. Con dos cintas que hasta la fecha llevan una recaudación de aproximadamente 1.500 millones de dólares, The Hunger Games vino a confirmar el buen momento que están pasando las adaptaciones de libros juveniles. Esto ha llevado a otros estudios a intentar captar la atención del público, buscando sagas literarias que sirvan como base para crear una franquicia cinematográfica rentable. Dentro de esta categoría de novelas, son las ambientadas en un futuro distópico las que actualmente están de moda.

La película está ambientada en la ciudad de Chicago, años después de una guerra que casi destruye a la humanidad. La sociedad se encuentra dividida en cinco facciones, cada una de las cuales se caracteriza por alguna virtud: en Erudición están las personas que se dedican al estudio de diversas materias; en Abnegación quienes basan sus vidas en ayudar a los demás; en Osadía se encuentran las personas dedicadas a la seguridad de la sociedad; en Cordialidad sus miembros se dedican al cultivo de la tierra; y en Verdad están quienes aprecian la honestidad y el orden. Es en este contexto donde nace la protagonista de la historia, Beatrice “Tris” Prior (Shailene Woodley), una joven que pertenece a Abnegación.

Al llegar a una determinada edad, los adolescentes deben realizar unas pruebas para determinar en qué facción trabajarán. Aunque la mayoría termina en la categoría donde se encuentran sus familias, hay algunos casos que escapan de la norma. Incluso existen casos más raros, en los que la persona no es asignada a ninguna facción, ya que poseen más de una virtud. Son los llamados “divergentes”, y Tris es uno de ellos. Dado que la clase dominante ve con malos ojos a estas personas, la protagonista debe ocultar su secreto e intentar llevar una vida normal en alguna de las facciones.

Las facciones, según se explica en una de las escenas, fueron creadas para mantener la paz dentro de la sociedad. Si se dividen las funciones en categorías, y los miembros de cada una se limitan a hacer dichas tareas, entonces se alcanzará una armonía entre los habitantes. El problema es que esta explicación no es demasiado convincente, y la idea de crear las facciones se acerca más a un capricho que a una solución medianamente racional. Si se quiere escribir una obra de ficción ambientada en un determinado mundo, las reglas de dicho mundo deben quedar claras y tener una lógica interna. En la película existen cinco facciones, pero perfectamente podrían haber sido cuatro, o diez, ya que el criterio para diferenciarlas es débil. Es increíble que el sistema descrito en Divergent nunca haya sido cuestionado de manera pública por los personajes.

En The Hunger Games la estructura de la sociedad donde ocurren las películas es mantenida a través del uso de la fuerza. Existe un descontento entre las clases más desposeídas, el que va creciendo poco a poco. La única forma de mantenerlos a raya es a través de la represión. Esto no ocurre en Divergent, donde se supone que la división por facciones es aceptada por la enorme mayoría de los habitantes. Además, en The Hunger Games la distopía adquiere un mayor peso al criticar aspectos de la sociedad contemporánea, como la desigualdad socioeconómica o el poder de los medios de comunicación de masas. En esta cinta no existe un mensaje de tal potencia.

Si hay un trasfondo en la película, éste se acerca más a una idea de autodescubrimiento que a una crítica social. La división por facciones, sumado a la incertidumbre que atraviesa la protagonista al momento de encasillarse en una, parecen reflejar los dilemas que atraviesan los adolescentes al momento de buscar una identidad propia o escoger una profesión. Esto se enfatiza visualmente en algunas escenas donde Tris ve su propio reflejo (en la ventana de un edificio, en un tanque de agua, en una habitación llena de espejos), lo que representa su inseguridad en relación a quién es realmente ella. El mensaje de la cinta es claro al enaltecer la singularidad por sobre la homogeneidad.

Otro de los problemas de la película es que no posee demasiados elementos memorables que la hagan resaltar. Si uno se fija en The Hunger Games puede notar que está lleno de símbolos y gestos que definen a la franquicia y le otorgan una identidad: el arco de Katniss, el símbolo del Sinsajo, el silbido, el gesto con la mano que representa al distrito 3, el modo de batalla que enfrenta a los representantes de los distritos, la forma en que son seleccionados, etc. Todo esto ha convertido a la saga en un verdadero ícono de la cultura popular, siendo referenciada y parodiada en otros medios. En Divergent este tipo de elementos se encuentran más acotados, ya que ni siquiera en términos de vestuario existe demasiada creatividad.

Pero no todo es malo dentro de la cinta. La protagonista Shailene Woodley es talentosa, y es capaz de entregarle una carga emocional mayor al relato. Incluso en las escenas que comparte con una actriz más experimentada como Kate Winslet es capaz de no ser eclipsada. Además, las interacciones entre los personajes son creíbles, sobre todo el romance que surge entre Tris y uno de sus compañeros de facción. No se cae en la mecanización de cintas como Vampire Academy (2014), que están despojadas de casi toda humanidad.

Hay falencias, algunas bastante notorias, pero Divergent termina entregando elementos rescatables. Aunque es una cinta bastante regular, que no se acerca al nivel de The Hunger Games, es un positivo exponente de una tendencia que se ha ido imponiendo en Hollywood. Hace algunos años hemos visto películas protagonizadas por mujeres donde se les muestra más empoderadas e independientes, sin caer en el estereotipo femenino que ha dominado durante tantas décadas al cine de Estados Unidos.

A lo largo de la cinta vemos intentos por mostrar a ambos géneros (masculino y femenino) como semejantes. Los miembros de Osadía tienen dormitorios y baños mixtos; e incluso los combates cuerpo a cuerpo no distinguen el sexo de los contrincantes. El hecho de que un personaje sea más hábil que otro no dice relación con que sea hombre o mujer, sino simplemente con sus capacidades y su perseverancia. Es muy bueno ver que las jóvenes de hoy tengan heroínas a quien admirar. Personajes con los que se sientan identificadas.

Anuncios

Un pensamiento en “Divergent (2014)

  1. Pingback: The Hunger Games: Mockingjay – Part 2 (2015) | sin sentido

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s