Locke (2013)

locke_posterLocke es un verdadero ejemplo de minimalismo y modestia. La película, que fue filmada en solo dos semanas, transcurre dentro de un automóvil conducido por el protagonista, Ivan Locke (Tom Hardy), quien mientras maneja por una carretera va hablando con otros personajes a través de su teléfono. Al resto de los personajes solo los conocemos por sus voces, ya que Ivan es el único que aparece en pantalla.

Sigue leyendo