Once Upon a Time… in Hollywood (2019)

Once_Upon_a_Time_in_Hollywood-posterAunque se asume que los buenos directores de cine deben tener una pasión por el medio en el que se desenvuelven, Quentin Tarantino ha transformado la cinefilia en uno de sus rasgos característicos. Es conocida la historia de su trabajo en un videoclub cuando era joven, lo que le permitió saciar un voraz apetito por las películas, accediendo a obras poco conocidas y desarrollando un conocimiento casi enciclopédico de diferentes títulos y nombres. Su erudición cinematográfica se reflejó luego en sus propias cintas, donde creó múltiples guiños, homenajes, referencias, reinterpretaciones, adaptaciones o robos (dependiendo de cómo uno lo quiera ver) de las más variadas fuentes.

Sigue leyendo

The Hateful Eight (2015)

The_Hateful_Eight-posterQuentin Tarantino ejemplifica muy bien en qué consiste la teoría de autor en el cine. Según ésta, si bien las películas son creadas con el esfuerzo colectivo de varios artistas, es el director quien posee la principal voz dentro del proceso, tomando aquellas decisiones que definirán el resultado final. De esa manera, el trabajo de quienes participan en el proyecto se va a terminar adecuando a lo que esa persona requiera, y la obra en sí adoptará una visión determinada, que la diferenciará de los trabajos de otros directores. A lo largo de su carrera, Tarantino ha ido cultivando un estilo bastante reconocible, tanto así que quienes van a ver sus películas lo hacen no guiados por el tipo de historia que cuenta en cada una de ellas ni en los actores que aparecen en pantalla, sino porque por su nombre está ligado a la obra. En la actualidad son pocos los cineastas que logran ese efecto a un nivel tan masivo, siendo otros casos por ejemplo Woody Allen y Wes Anderson.

Sigue leyendo

Django Unchained (2012)

ImageLas películas de Quentin Tarantino son siempre un espectáculo. Algo que nunca le falta al director es la determinación y la energía de ir siempre más allá. El problema es que con ese tipo de pensamiento es fácil caer en los excesos. Aunque Tarantino se ha caracterizado por hacer un tipo determinado de películas, con mucha sangre, diálogos y referencias a otros trabajos, incluso él tiene un límite. Django Unchained es una película de Tarantino con esteroides, que sin ser mala cae en algunos errores que la hacen demasiado larga a ratos. Estos problemas de ritmo podrían ser peores si la cinta no contara con el gran trabajo de Christoph Waltz, Leonardo DiCaprio y Samuel L. Jackson.

Sigue leyendo

Inglourious Basterds (2009)

inglourious-basterdsHace meses que no iba al cine. Estaba esperando alguna película que valiera la pena ver, y que al momento de pagar la entrada no me diera un remordimiento interno por el gasto que significaba -la condición económica no me ha favorecido este último tiempo. Pero sabía que algún día iba a llegar a Chile una de esas cintas que hay que ver sí o sí, de esas que valen cada peso que uno paga. Y el jueves llegó. Puede que Inglourious Basterds (Bastardos sin gloria) no sea la mejor película de Quentin Tarantino (en mi opinión ese honor lo tiene Pulp Fiction), pero eso no significa que sea una mala película, de hecho, creo que es muy buena, una de las mejores cintas que he visto en mucho tiempo.

Sigue leyendo

Pulp Fiction (1994)

pulp1Pulp Fiction (titulada Tiempos violentos en español) es una de las películas más importantes de los últimos 20 años, y una de mis cintas favoritas.  Los actores, el guión, la fotografía, el estilo que irradia, todo contribuye para hacer de este uno de los nuevos clásicos del cine. Quentin Tarantino logra reflejar en este trabajo su amor por las películas y nos llena de referencias a estilos y directores de lo más diversos. Esto no significa que Tarantino tome estos elementos y los mezcle sin más, sino que logra unirlos y a la vez crear un sello que lo distingue del resto. Pulp Fiction ganó la “Palma de Oro” en el Festival de Cine de Cannes y obtuvo siete nominaciones a los premios Óscar, ganando solamente en la categoría de mejor guión (la mejor película de ese año fue Forrest Gump).

Sigue leyendo