Don’t Breathe (2016)

dont_breathe-posterCuando el director uruguayo Fede Álvarez debutó en el cine estadounidense, el desafío no era nada sencillo. No solo tuvo que pasar de hacer cortometrajes en su país natal a un largometraje en Hollywood, sino que abordó además la tarea de hacer un remake de una película de culto, que es idolatrada por sus fanáticos. El resultado fue Evil Dead (2013), la que si bien no llega al nivel de la original, logró un buen trabajo haciendo algo que era respetuoso con el material en el que estaba basada, creando al mismo tiempo un resultado propio. Con el éxito comercial alcanzado por la cinta, lo más fácil habría sido continuar el mismo camino, haciendo películas de terror donde el gore es el punto principal, pero Álvarez optó por probar algo distinto, acercándose más al área del thriller y reemplazando lo chocante por la tensión.

Sigue leyendo