Annihilation (2018)

Annihilation-posterEx Machina (2014), el primer largometraje dirigido por Alex Garland, funcionaba casi como un reloj. Era una cinta de ciencia ficción ambientada mayoritariamente dentro de una casa y su laboratorio subterráneo, con un número reducido de personajes, y una trama que era precisa, que tenía cada elemento en su lugar. Con Annihilation (Aniquilación), su segunda película, Garland ha decidido expandir los horizontes de ese anterior enfoque, lo que significa no solo un mayor presupuesto y una historia de escala más grande, sino también aumentar las posibilidades de las ideas exploradas. Esto permite que la historia adquiera una importante dosis de ambigüedad, al no existir respuestas únicas para los enigmas planteados, dejando así espacio para las interpretaciones.

Sigue leyendo

La La Land (2016)

la_la_land-posterAl haber sido un aspirante a baterista de jazz durante la escuela secundaria, y formar parte del grupo de indie pop Chester French en su primer año de universidad, la filmografía del director Damien Chazelle ha estado ineludiblemente ligada a la música. Su experiencia como estudiante de un abusivo profesor lo inspiró a hacer la extraordinaria Whiplash (2014), que habla sobre la ambición y el ansia por alcanzar la excelencia, y también escribió la cinta Grand Piano (2013), un thriller acerca de un pianista que es aterrorizado durante un concierto. Con su nueva obra, La La Land, el cineasta sigue dentro del área de la música, pero a diferencia de los trabajos recién mencionados, ésta se enmarca dentro del género de los musicales, algo que no había hecho desde su primer largometraje, Guy and Madeline on a Park Bench (2009).

Sigue leyendo

Ex Machina (2015)

Ex_Machina_posterCuando se estrena alguna película que trata sobre la inteligencia artificial, una de las comparaciones casi inevitables es 2001: A Space Odyssey (1968) de Stanley Kubrick. La influencia que esa cinta ha tenido sobre la ciencia ficción y el cine en general es tal que se ha convertido en un punto de referencia durante décadas. Ex Machina, el largometraje debut como director del guionista Alex Garland, presenta algunos aspectos que pueden ser relacionados con la obra de Kubrick. Visualmente, tanto en la dirección de fotografía como en el diseño de producción, hay guiños a la elegancia de 2001, a través de unas composiciones precisas de los planos, utilización de formas geométricas, y una sensación de pulcritud que se nota a lo largo de todo el metraje.

Sigue leyendo